Crazy Rich Asians: del cliché al ingenio

Photo: Invite Buzz

El cliché romántico es el punto de partida que usa Jon M. Chu para hablar de asuntos más complejos en el éxito cinematográfico de la temporada

En Hollywood, los cuentos de hadas suelen ser metáforas más o menos edulcoradas sobre la búsqueda del amor y el romanticismo más añejo. Crazy Rich Asians ( Jon M. Chu - 2018) también lo es, pero a diferencia de otras tantas versiones sobre la tradicional historia de la chica pobre que encuentra al príncipe soñado, la película tiene un acento malicioso, extravagante y cínico en una extraña y eficaz combinación argumental.

En esta ocasión, el amor no lo conquista todo - no al menos, de inmediato - y de hecho, toda la acción parece concentrarse en el deslumbrante y malicioso mundo de la élite de Singapur, en el que la protagonista llega casi por accidente. En un escenario semejante, que parece mezclar la noción étnica de My Big Fat Greek Wedding (Joel Zwick - 2002) con algo más enrevesado, el guión no sólo pondera sobre el romanticismo moderno sino sobre un tipo de noción sobre la pertenencia y la identidad que resulta sorprendente.

Crazy Rich Asians juega con los estereotipos, pero también los transforma en algo más, los reelabora y los dota de una tridimensionalidad inesperada, lo que convierte a la película en algo más que una historia de amor al uso. 

Photo: California Dolphin

Claro está, no se trata de un argumento novedoso: la idea tradicional de una mujer común que conoce al hombre de sus sueños (que además es millonario, apuesto y sin duda, absolutamente encantador) pertenece a la fantasía cultural más añeja. Y Chu lo sabe.

No obstante, el director evita la convención - la lucha intrínseca del amor por su existencia - y lleva la historia hacia algo más complejo, novedoso y fresco. El argumento parece por completo consciente de las trampas y pequeños trucos a los que se enfrenta, pero tiene la suficiente coherencia y buen humor para desconcertar y cautivar.

Photo: Pop Sugar

 Chillona y coqueta, traviesa y profundamente emocional, Crazy Rich Asians se  trata a la vez de una fantasía ornamentada y muy colorida y también, de una reflexión consecuente sobre la individualidad y el trasfondo étnico como una forma de celebración.

Como Black Panther (Ryan Coogler -2018),  Crazy Rich Asians analiza la percepción de comunidad y sobre todo, de la raza y la pertenencia desde un nivel por completo nuevo. De la misma manera que Coogler, Chu desmenuza lo cultural y lo social, hasta crear un telón de fondo sentido sobre lo que comprendemos como parte de una percepción sobre la raza ajena a cualquier estereotipo. El director muestra el mundo asiático desde su belleza y lo hace con buen ojo, para construir un discurso en que las particularidades de la cultura que desea retratar se convierten en otro personaje en escena. 

Photo: I am your target demographic

Entre ambas cosas, la película avanza efervescente y feliz, radiante por momentos, pero con cierta ironía que logra crear una redención tardía que sostiene su discurso.

El director de fotografía, Vanja Cernjul, logra captar las ricas descripciones de la novela homónima de Kevin Kwan y las lleva a un nivel rico en contrastes, radiante de lujo y guiños a extensas y antiguas tradiciones.

Hay una corriente de optimismo emocional que el guión asume como línea divisoria entre la historia de amor y la percepción del contexto que rodea al argumento, lo que permite que la película entera sea un gran tributo a lo tradicional sin caer en lo cursi o incluso, en lo simplemente sermoneador. 

Photo: Black Nerd Problems

Al estilo de las grandes comedias románticas de mediados de los ochenta y noventa, Crazy Rich Asians juega con particular alegría sobre la noción del amor idealizado, además de meditar sobre asuntos más complejos sin que apenas lo notemos. Todo en un conjunto colorido y delicioso que no sólo logra su evidente cometido de emocionar, sino recordar que hay todo un mundo por descubrir en las pequeñas grandes historias en las que el cliché romántico es una excusa para elaborar un criterio más meditado sobre nuestra cultura y época. Ese es quizás, el mayor mérito de la película.

Ficha técnica

Título original: Crazy Rich Asians
Año: 2018
Dirección: Jon M. Chu
Guion: Pete Chiarelli, Adele Lim (Novela: Kevin Kwan)
Reparto: Constance Wu, Michelle Yeoh, Henry Golding, Gemma Chan, Awkwafina, Chris Pang. 

Comentarios

Comentarios

Podría interesarle  IK Lab sorprende al arte en Tulum
Aglaia Berlutti

Aglaia Berlutti

Bruja por nacimiento, fotógrafa por decisión, escritora por pasión, desobediente por afición. #Geek y amante de la cultura popular.

No Comments Yet

Leave a Reply

 

Un gabinete de curiosidades hecho en Latinoamérica con carácter global.

FOLLOW US ON