Defy El Primero 21 en Baselworld

Foto: Zenith

Presentado en Baselworld 2017, Defy El Primero 21 se presenta como el cronógrafo más preciso en centésimas de segundos que ha existido en la historia de la alta relojería

Considerado un precedente en la manufactura relojera tras siete largos años de trabajo, El primero posicionó a Zenith, en 1969, como la marca pionera en crear el primer cronógrafo de cuerda automática en el mundo. Pero la historia no terminó allí. Zenith continúa sorprendiendo y destacando por la precisión de sus productos, siendo modelo de herencia y tradición mientras sigue la línea que los colocó en la cúspide. En esta ocasión la firma se presenta en Baselworld con su Defy El Primero 21, un modelo cuyo movimiento de cronógrafo indica las centésimas de segundo. Certificado por el COSC, su movimiento acciona esta indicación por medio de una aguja central con una frecuencia de 50 HZ.

Foto: Zenith.

Posee un sistema de doble cadena basado en dos reguladores fabricados con un composite matriz de nanotubos de carbono, un material innovador que se prevé hermético a los campos magnéticos y a los gradientes de temperatura en una medida superior a lo establecido por otras normas existentes, neutralizando así los tres enemigos del tiempo: la temperatura, el magnetismo y la gravedad. Su preciso mecanismo se refugia bajo una sólida caja de titanio de 44 mm y posee funciones mecánicas que se ejecutan gracias a un número de piezas sumamente reducidas que lo transforman en la representación más precisa de la ingeniería moderna. Su lectura sencilla, inmediata y directa nos ofrece el tiempo en el momento exacto en el que este ocurre. El Defy El Primero 21 además cuenta con una reserva de marcha de 50 horas escondidas en su cuerda manual a la cual se tiene acceso a través de una corona acanalada que opera en ambos sentidos, es decir, en sentido horario para el cronógrafo y en sentido antihorario para el reloj.

Podría interesarle  La sencillez de la luna en el Endeavour Perpetual Moon
Foto: Zenith. Ficha Técnica: Caja: caja de titanio de 44 mm. Movimiento: cuerda manual, calibre 36000 con una reserva de marcha de 50 horas. Cristal: cristal de zafiro abombado con tratamiento antirreflectante en ambas caras. Esfera: esqueletizada o plateada con tres contadores negros. Índices: chapados en rutenio, facetados y recubiertos de SuperLuminova SLN C1. Agujas: chapadas en rutenio, facetadas y recubiertas de SuperLuminova SLN C1. Manufactura: Zenith. Funciones: horas, minutos y segundos. Cronógrafo: 1 centésima de segundo, con una reserva de marcha de 12 horas. Correa: piel de caimán negra revestida con una protección de caucho negro. Hebilla: doble cierre desplegable de titanio.

Orgulloso de la estética que ostenta, este artilugio presume un acabado que se alterna entre pulido y satinado. La correa de caucho con inserciones de piel se combina con un cierre desplegable de doble hoja. Su segundero con punta de estrella toma cierto protagonismo, al igual que sus agujas luminiscentes tipo bastón e índices facetados, los cuales, nos remiten al insigne modelo El Primero. Con este nuevo logro, Zenith celebra más de dos siglos cronometrando el tiempo y siendo un referente del savoir-faire de la alta relojería en cuanto a precisión, tradición y estética se trata.

 www.zenith-watches.com

 Zenith Watches

 @ZenithWatches

 @ZenithWatches

Comentarios

Comentarios

Andreína Vallés

Andreína Vallés

Staff Writer

Comunicadora social y visual. Ilustradora y cinefila.

No Comments Yet

Comments are closed

 

Un gabinete de curiosidades hecho en Latinoamérica con carácter global.

FOLLOW US ON