Lorenzo Vigas: “Yo hago películas, es mi manera de contribuir y hacer país”

Lorenzo Vigas. durante la filmación de 'Desde allá'. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.
Lorenzo Vigas. durante la filmación de ‘Desde allá’. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.

Desde LUSTER Magazine hacemos un acercamiento a la extraordinaria ópera prima del reconocido cineasta venezolano Lorenzo Vigas; Desde allá, una sincera apuesta cinematográfica que promete cautivar

Caracas, la ciudad, la del Gran Café y el Cine Altamira, la metrópoli que soñó ser Nueva York con sus ambiciosas Torres de Parque Central y sus elegantes calles que permitían el camino y la contemplación: Pues esa es la Caracas de mi niñez y de mi adolescencia, hoy en día vivimos en una ciudad transformada y diferente, sobre todo donde ya no es posible compartir como se compartía en ese momento en la calle. Caminar en la Caracas de aquel momento era posible y yo me iba caminando desde mi casa en Los Dos Caminos hasta el Cine Altamira, recuerdo que me iba caminando con mis amigos cuando era adolescente, joven a los 12, 13 años, y nos encontrábamos en lugares y seguíamos caminando, íbamos al cine caminando, yo usaba mucho la bicicleta cuando iba al colegio, yo estudié en el Colegio Francia. En esa Caracas uno podía trasladarse en bicicleta, hoy día ya todo eso es parte de un sueño del pasado y actualmente sería imposible hacer nada de eso, es muy triste pensar que los jóvenes hoy ya no pueden vivir así, ¿qué quedará para las futuras generaciones?

Detrás de cámara. Los actores Alfredo Castro y Luis Alejandro Silva. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Detrás de cámara. Los actores Alfredo Castro y Luis Alejandro Silva. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

Las primeras películas son imborrables, alcanzan a tocar fibras inexpertas, ausentes de prejuicio y crítica especializada; son en muchos modos puras, por su carácter elemental y primigenio: En la infancia, a mí me gustaban mucho las películas de terror porque a mi papá le gustaban mucho, entonces yo las veía con él. Nos reuníamos a ver películas de terror, cuando muy niño y luego un poco más las de misterio y así, poco a poco, ya a los 20 años empecé a ver a Bergman, que fue el primer director importante que comencé a ver cuando tenía ‘veintipico’ de años. Pero sí, al principio, cuando era muy niño, eran las de terror las que me gustaron.

“En esa Caracas uno podía trasladarse en bicicleta, hoy día ya todo eso es parte de un sueño del pasado”Lorenzo Vigas

Todo a su tiempo: el cine se reveló cuando le correspondía hacerlo, existe una vida anterior a la de director, encontramos una notable incursión académica en la práctica oceanográfica y la biología molecular. Sin embargo, no necesariamente resultan influyentes estas disciplinas en el universo del cineasta, es verdaderamente posible que llegue a variar esa óptica del mundo, desde una  perspectiva tan disímil  a la hora de hacer cine, que es un espacio completamente aparte: No, bueno, son dos cosas separadas. El cine es la parte inconsciente y todo eso de la ciencia es una parte más consciente, de curiosidad intelectual. Pero la parte de creación es una parte inconsciente que no tiene nada que ver, que está completamente desconectada de la parte consciente y racional. Son dos mundos separados.

Lorenzo Vigas en el detrás de cámara de 'Desde alla'. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.
Lorenzo Vigas en el detrás de cámara de ‘Desde alla’. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.

El proceso creativo es un lapso atemporal sagrado, que involucra un tratamiento característico para cada artista y creador. La experiencia de obra e ingenio que hallamos en la práctica cinematográfica en algún modo llega a encontrarse con las otras manifestaciones de arte y creación, ¿puede el cine hallar semejanzas en la reproducción literaria o las iniciáticas artes plásticas, aun sabiendo que el cine es  una práctica que toma más tiempo?: Sí, claro. Hay semejanzas porque son dos procesos creativos: el cine tiene una parte de organización práctica, que eso lo dejo a los productores. Yo no soy productor, pero sé que es muy importante por eso, es también muy importante hacer equipo. Pero desde el punto de vista creativo, claro que son procesos similares porque son procesos creativos, pero el cine tiene toda esa parte práctica y de organización y de equipo que no tienen las artes plásticas que es un trabajo mucho más inmediato, más puro en el sentido de la inmediatez creativa. El cine es un proceso de mucho más compromiso con elementos que no son meramente creativos. Ahora, la parte creativa en sí tiene sus cosas en común obviamente.

Escena de 'Desde allá'. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.
Escena de ‘Desde allá’. Foto: cortesía Lorenzo Vigas.

La primera película, Desde allá, la ópera prima pero no el primer trabajo fílmico, ha logrado cautivar y llamar la atención a escala mundial. ¿Cómo llega una película a calar tan hondo en la sensibilidad humana?, ¿qué debe decir?, ¿qué debe mostrar? y, por el contrario, ¿qué no debe repetir?, ¿sobre qué elementos debe decidir saltar?. El cine venezolano ha dado un vuelco desde hace ya tiempo; atrás han quedado los viejos preceptos que tantas veces nos han dejado de últimos en la fila. Como el fútbol, el cine es un vicio que se adhiere en la psique con pasión, de algún modo se adentra en nosotros hasta que la historia parece involucrarnos y pertenecernos. Somos eso, porque de muchas formas eso nos representa, habla de nosotros, de dónde venimos, y cómo luce ese lugar, qué demonios trae, qué silencios lleva. Desde allá es una forma de entender la identidad y el imaginario no solo del venezolano, sino del ser latinoamericano, de qué estamos hechos de este lado del mapa: Desde allá es un trabajo de muy alta calidad, ahora, ¿por qué lo hice así?, ¿por qué me salió así? Porque no tiene nada que ver que sea la primera película, no tiene nada que ver con la calidad. Luego, hay directores que hacen veinte películas y todas son malas, incluso la película número 23 sigue siendo mala. No es porque filmes mucho que vas a aprender a filmar mejor. Es más bien tener un mundo interior y tener un mundo visual y dejarlo allí en la película. En ese sentido, la película llamó la atención porque es lo que es y me preguntas que por qué en mi primera película, bueno tengo muchos años preparándome para esta película y he trabajado en las películas de muchos amigos míos y he aprendido de ellos y tengo mi mundo, mis cosas y ahí quedo. Pero en el cine, el talento no lo mejoras practicando, el talento lo tienes o no lo tienes. Como en cualquier disciplina, el talento no se mejora, lo que se puede mejorar un poco es la técnica. Si eres mal director vas a hacer cincuenta películas y las cincuenta van a ser malas.

“No es porque filmes mucho que vas a aprender a filmar mejor. Es más bien tener un mundo interior y tener un mundo visual y dejarlo allí en la película”Lorenzo Vigas

Alfredo Castro en 'Desde allá'. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Alfredo Castro en ‘Desde allá’. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

La historia original de la película corresponde a un extraordinario trabajo en conjunto que incorpora la preciada imaginación del maestro Guillermo Arriaga, indudable genio de origen mexicano, además de amigo cercano del cineasta: Sí, fue un proceso para mí muy  enriquecedor del cual aprendí mucho de Guillermo y aprendí como poner mis obsesiones en papel. Él me enseñó a hacer que mis pasiones estuvieran en la película, en el papel. Yo aprendí muchísimo y fueron años muy buenos.

“Yo creo que a mí me interesa la condición humana de cualquier ser humano y tienes que entenderla como si la estuvieras viviendo” Lorenzo Vigas

Luis Alejandro Silva en 'Desde allá'. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Luis Alejandro Silva en ‘Desde allá’. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

Algunos temas pueden llegar a tornarse difíciles, explorar tan hondamente en realidades que implican conflictos y paralelismos que van de lo social o lo humano y lo inhumano, especialmente el universo de la homosexualidad que es, en sí misma, una materia compleja. Por todo lo que le rodea en el atropellado contexto cotidiano, es un valioso reto que él asuma pelear este duelo: Bueno, era lo que quería hacer, era la película, y lo hice. Claro, para mí el proceso de escritura fue complejo porque tuve que entender a mis personajes emocionalmente. Tú te entregas completamente, te tienes que abrir y entras en momentos dolorosos, pero es así, no solamente en esta película, sino en cualquier película que hagas debes estar completamente metido en la piel de tus personajes. En mi caso, creo que me interesa la condición humana de cualquier ser humano y tienes que entenderla como si la estuvieras viviendo y bueno, es también un trabajo de imaginación y de empatizar. También de humildad.

El director Lorenzo Vigas durante la filmación de 'Desde allá'. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
El director Lorenzo Vigas durante la filmación de ‘Desde allá’. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

La mayoría de las historias sugieren múltiples lecturas, allí reside la magia del proceso inventivo, las buenas historias no se limitan a temas centrales, por el contrario se ramifican y buscan en su subconsciente llegar a un punto medio, un equilibrio. Entre las muchas interpretaciones,  nos enfrentamos con que la película se esfuerza en mostrar la ciudad fragmentada, social y culturalmente, la Caracas del este y el oeste que de algún meritorio modo, logran comunicarse en la trama de la película. Se abre una suerte de diálogo que se creía perdido en dos polos que han determinado históricamente ser opuestos. Se pacta una tregua que, por momentos, resulta un puente entre dos ciudades que son una sola pero parecen no reconocerse: Eso es muy importante en la película. El contexto social en esta historia es muy importante porque versa sobre la incomunicación, sobre la alienación; esos son dos temas muy importantes dentro de esta historia.

Los actores Alfredo Castro y Luis Alejandro Díaz. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Los actores Alfredo Castro y Luis Alejandro Díaz. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

El cine acarrea la difícil tarea de sorprendernos, la narración debe permitir que el espectador tenga plena libertad de dar rienda suelta a su imaginación. El que desde afuera observa, quiere también ser parte de la historia, por eso no puede develarse todo jamás, ya no sería una buena historia aquella que peca de ser predecible: Creo que sí, cuando estás viendo algo predecible ya no tiene sorpresa. Es muy importante que sea impredecible cualquier buena historia. Creo que la película va a sorprender mucho, no va a dejar a nadie indiferente, la gente va a sentir emociones muy fuertes, va a ser un gran reto emocional para los espectadores.

“La intención era poner al espectador en la posición de un voyeur”Lorenzo Vigas

Un personaje cobra vida en la medida que logra ser comprendido por aquel que se da la tarea de representarlo, sucede como una especie de posesión en la cual el actor es un cuerpo que es habitado de una nueva vida, nuevos dolores y nuevas heridas, se revela una historia que nada tiene que ver con la suya. Por eso, hay que buscar hondo, en esas fronteras de la interioridad donde se hallan las herramientas para hacer salir ese nuevo ser que pasa del papel a la piel. En Desde allá, las actuaciones son brillantes. A propósito de esto, Vigas narra cómo fue trabajar con Luis Alejandro y Alfredo Castro: Bueno, son dos procesos muy diferentes. Luis es un actor natural, que nació actor y con un talento brutal pero trabajaba con él de una manera muy diferente. Él iba descubriendo su personaje a medida que íbamos avanzando; no tenía las líneas del guión, solo leía sus líneas 15 minutos antes de que empezara a filmar cada escena. Y con Alfredo fue un proceso completamente diferente porque con él compartí el guión desde hace meses, desde que estuvimos desarrollando su personaje, trabajando en las escenas con guión en mano, de una manera más tradicional; él enriqueció mucho el guión ¿brillante, no? Alfredo se involucra de una forma muy activa en los proyectos dando muchas ideas.

Alfredo Castro y Luis Alejandro Díaz en escenas del film. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Alfredo Castro y Luis Alejandro Díaz en escenas del film. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

La fotografía y la dirección de arte tienen un tratamiento extraordinario, el planteamiento estético de la película tiene mucho que ver con las imágenes en primer plano. Al mismo tiempo, la cámara busca no ser ajena a la historia, el lente parece seguirla desde adentro con franqueza en sus movimientos: La intención era poner al espectador en la posición de un voyeur, una persona que disfruta mirando a los demás, esa era la intención; que el espectador estuviera viendo a través de la cámara y, por eso, a veces no se ven las cosas, se ven fuera de foco, porque eso hace que tú hagas un esfuerzo, que tú trates de imaginar. Como Armando -el personaje principal- es voyeur, toda la cámara, la puesta en escena, la intención era poner al espectador en su posición, por eso a veces hay cosas que ocurren fuera de cuadro, a veces la cámara sigue. Esa era la intención: ponerte en la piel del protagonista, de Armando.

“Es para Venezuela, es mi manera de contribuir a que el país cambie y a que el país mejore”.Lorenzo Vigas

Desde allá. Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Desde allá. Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

Casi toda la historia del cine se caracteriza por logrados excesos de musicalización, temas sentimentales  que terminan siendo afamados soundtracks parece ser una táctica adrede, y eficiente además. Esta historia se vale de recursos distintos, la música es una medida justa, es muy precisa. En la escena que se acompaña musicalmente, los diálogos son sabiamente cortos; ¿a qué remite esta estrategia?, quizás las imágenes representadas poseen la carga necesaria de expresividad que busca transmitir la historia: Bueno, los diálogos deben decirte lo suficiente, pero nunca darte información de más y deben dejar un espacio al espectador justamente para que complete información; deben ser profundos, eso es como el manual de uso de los buenos diálogos. Las películas sobre dialogadas se quedan en la superficie. Esa es una de las tendencias de nuestro cine venezolano, que puede ser muy superficial y que se parece mucho a las telenovelas y esto es todo lo contrario; esto es una reacción justamente a eso.

Desde allá. Actor Alfredo Castro. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Desde allá. Actor Alfredo Castro. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

“Yo creo que la película va a sorprender mucho, no va a dejar a nadie indiferente”Lorenzo Vigas

En Venezuela los premios suelen ser siempre una voz ausente, al menos en lo que confiere al universo del séptimo arte, hemos sabido guardar silencio, aguardar pacientes, y también nos hemos visto obligados a cambiar, a dejar de lado esa forma de hacer cine que siempre cuenta lo mismo, como si las imágenes han intuido quedar paralizadas en el tiempo. Ahora nos saluda desde Venecia un venerado León de Oro, el primero en Venezuela, el primero en Latinoamérica, ¿puede ser esto una bocanada de esperanza para nuestro país?: Bueno, pues yo espero que sí, estoy feliz, es para Venezuela, es  mi manera de contribuir a que el país cambie y a que el país mejore. Yo hago películas y le pude dar ese premio a Venezuela y es mi manera de contribuir y hacer país, cada quien debe hacer su parte y contribuir haciendo lo mejor que pueda, sea lo que sea, pero entregarse completamente y tratar de hacer cosas de calidad. 

Desde allá. Actor Alfredo Castro. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Desde allá. Actor Alfredo Castro. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

Desde allá, ¿adónde remite?, ¿dónde lleva ese lugar que parece no terminar su viaje?: Desde allá tiene que ver con la distancia emocional de Armando, él necesita una distancia emocional, todo es desde allá, no puede conectarse emocionalmente con las cosas ni con la gente. Pero también tiene que ver con el espacio físico, la distancia entre los personajes de la película. Al mismo tiempo, con distancia y la separación entre las clases en Venezuela y en Latinoamérica, tiene que ver con todo eso.

Las buenas películas siempre despiertan las más extraordinarias emociones humanas, también muestran nuestra humanidad en su forma más sincera, más animal. En la imaginación de Lorenzo Vigas ¿qué proyecto asoma su realización?: Estoy ahorita preparando mi próxima película que se llamará “La caja”. Estoy ahora en México trabajando en eso.

Luis Alejandro Silva en 'Desde allá', de Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Luis Alejandro Silva en ‘Desde allá’, de Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

Desdé allá supone una introspección magistral que explora los más profundos padecimientos, no solo de los individuos que este mundo conforman, sino también es un relato de la ciudad que no sabe ser ciudad, y del país que no es solo Venezuela, sino un territorio ilimitado con el que todos inexorablemente nos vemos obligados a comulgar. El arte viene siempre a salvarnos, a revivir la fuerza necesaria para continuar. Voces como la de Lorenzo Vigas son esas que no solo admiramos, sino que celebramos como nuestras, como universales.

Leer también  Impulzus by Dagor en Los Galpones
Luis Alejandro Silva en 'Desde allá', de Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.
Luis Alejandro Silva en ‘Desde allá’, de Lorenzo Vigas. Foto cortesía: Lorenzo Vigas.

 

facebook DesdeAllafilm

twitter @desdeallafilm

instagram @desdeallafilm

Comentarios

Comentarios

Andrea Omaña García

Andrea Omaña García

Writer

27. Narradora en deformación. Algún día actriz. Escuela de Letras UCV.

No Comments Yet

Comments are closed

 

Un gabinete de curiosidades hecho en Latinoamérica con carácter global.

FOLLOW US ON