Un legado de vida y vino por Mikel Aramburu

Foto: cortesía Natalia Brand

A través de su vida ha aprendido a considerar al vino todo un arte que termina por volverse una pasión y parte de su vida

Nacido en San Sebastián, España, pero viviendo toda su vida en Caracas, Mikel Aramburu ha convivido a lo largo de los años con pasión que se aviva cada día más y que viene desde generaciones anteriores en su familia. Largas temporadas vacacionales en viñedos, bodegas familiares y una enseñanza respecto a la cultura, los procesos de elaboración de esta bebida y su significado para un pueblo, es lo que ha llevado a este empresario a englobar todo en una expresión “El vino es mi pasión y yo me siento parte de ella”.

En el año 2009, Mikel decide tomar un paso importante en su carrera, iniciar en el mundo empresarial con la creación de la Importadora Iregua, una empresa que buscaba traer al país vinos de empresas pequeñas y medianas, con trato directo con los dueños, que ofrecieran espumosos, blancos, rosados y tintos con algún factor diferenciador entre ellos, todo esto con el objetivo de implantar esta cultura del vino en un país que carecía en ese momento de un gusto por el vino español.

Podría interesarle  El Baqueano: carnes nativas
Foto: cortesía Mikel Aramburu
Foto: cortesía Mikel Aramburu

Desde 2017, con la ayuda de la reconocida periodista de la fuente gastronómica Adriana Gibbs, emprendieron un camino llamado “El Vino Viaja”, una gira por toda Venezuela en la cual imparten todo este conocimiento de una industria centenaria, de su importancia, la labor que realizan los campesinos en los viñedos, a quienes Mikel considera son los grandes olvidados de esta labor. Este proyecto busca ampliar las fronteras cada vez más y llevarle a cada rincón del mundo un pedazo de un legado que con el tiempo se fortalece. Para mí representa una apuesta personal por ser Embajador del vino español en Venezuela, de llevar esta cultura del vino a la mayor cantidad de gente posible, de tratar de transmitir en estos momentos tan complicados como sociedad, que podemos, y nos merecemos, como venezolanos, productos y servicios del primer mundo.

Este optimista empedernido no para de trabajar, es por ello que afirma que Importadora Iregua continuará ampliando su portafolio de vinos para adaptarse de la mejor manera a una realidad social que arropa al país, pero que no los desanima, sino los inspira a continuar. Además, su mente revolotea alrededor de la idea de crear un proyecto relacionado con la recuperación de espacios vinícolas, fomentando el trabajo en el campo y aportando de esta manera su grano de arena para regresar a una época dorada acompañado de una buena copa.

Podría interesarle  CAVAS AGAVE: Producción y legado ancestral
Foto: cortesía Mikel Aramburu
Foto: cortesía Natalia Brand

 Importadora Iregua

 @ImportIregua

 @mikelaramburu

 

Comentarios

Comentarios

Rubén Darío Carrillo Cárdenas

Rubén Darío Carrillo Cárdenas

Editorial Assistant

Comunicador Social. Amante de los animales. Obstinado por naturaleza.

No Comments Yet

Leave a Reply

 

Un gabinete de curiosidades hecho en Latinoamérica con carácter global.

FOLLOW US ON